Corrupción y control: el sindicalismo en México hoy

Una de las muchas características del régimen político mexicano es la integración entre el Estado y las organizaciones sindicales; desde la década de los cuarenta inicia el proceso de consolidación de este binomio, con sus altibajos como resultado de la conflictividad social misma. En sus inicios hubo sus rupturas en la cúpula sindical imponiéndose la corriente más conservadora a cuya cabeza quedó Fidel Velázquez, quien persiguió, al igual que otros líderes de segundo nivel, con apoyo de las instituciones del Estado (ejército, policía, ministerio público y tribunales laborales), a toda disidencia democrática, sobre todo si ésta tendía a florecer en clivajes básico del sistema de dominación (Sindicatos nacionales u organizaciones de trabajadores de servicio público).

La democracia como vida propia de los sindicatos, desde ese entonces, ha sido negada por el Estado mismo y la cúpula empresarial principalmente. Si bien se realizan en algunos de ellos asambleas, no hay reglas claras ni medios para impugnar procedimientos ilegales, y muchos menos, respeto a la pluralidad de ideas. Los estatutos se incumplen, a reserva de serles negados a sus afiliados. Aunado a que en la mayoría de los casos, el estatuto sindical tutela estructura y funciones antidemocráticas. Hay inexistencias de instancias de defensa de los derechos de los agremiados, tanto sindicales como judiciales. Los informes financieros son inexistentes. Pedirlos y exigir que sean detallados y puntuales, es un sacrilegio que puede terminar en el despido -si bien le va- del o los solicitantes.

El despido y el amedrentamiento son por eso la moneda de circulación. Los sindicatos son feudos políticos, como los hay muchos en México, impenetrables por la ley, donde reina desde el asesinado hasta el robo millonaria de fondos, ejemplo de ello hay bastantes, gozan del encubrimiento de las autoridades judiciales y laborales, protegiendo, sin el menor escrúpulo, a líderes sindicales siniestros, conocidos por los trabajadores como: “lideres charros”.

Las cosas hoy no han cambiado nada en el régimen político, por el contrario, se ha acentuado la intolerancia de la autoridad de todos los niveles y de todos los partidos políticos. Para ellos, estos medios de control social son indispensables en el marco de la política neoliberal que exige el aprisionamiento de la variable demanda (lo salarial), para ello, se hace uso de la represión con el fin de sembrar el miedo. El único cambio que observamos en esta dicotomía Estado-sindicatos, es, para estar acorde con los tiempos “democráticos”, el retiro del concepto: charrismo sindical de los escritos y expresiones de analistas del sistema. Lo anterior tiene como explicación, por supuesto para los ideólogos, que el diálogo es el medio de entendimiento por excelencia en México. Qué dirán al respecto los trabajadores que viven a diario una ambiente de impunidad, intolerancia y persecución en sus organizaciones y en sus fuentes laborales.

No negamos la presencia de algunos cambios institucionales. Es cierto, en nuestros días hay una nueva configuración del sistema político -tenemos una multiplicidad de partidos políticos y un sistema electoral con muchas espacios que todavía generan incertidumbre en la gente, sin negar que permite la alternancia en los cargos públicos; sin embargo, no acontece así en lo que respecta a la articulación Estado y sindicatos que se ha mantenido invariable. En la “Era de oro” (1994-2006), como gustan llamarla, de la fase denominada de transición democrática, la ofensiva contra estos fue brutal, tratándose principalmente de sindicatos en los que había cierta vida democrática y un distanciamiento de las políticas gubernamentales; de un plumazo fueron privatizadas varias empresas y sus trabajadores despedidos (recordemos lo sucesos en líneas aéreas como Aeroméxico y Mexicana de Aviación, o el cierre de la Compañía de Luz y Fuerza del Centro), y si bien les iba, se daba por terminado el contrato colectivo de trabajo sin el mayor reparo legal, signándose uno nuevo sin las anteriores conquistas laborales y violando la ley. A cualquier tipo de resistencia se le responde con el despido, arma mortal, que cuenta con el apoyo estatal. Así es impuesta la llamada modernidad en el mundo laboral. ¿Cuál diálogo para una cultura cívica? ¿Es posible hablar de cultura cívica cuando se prohíbe el ejercicio democrático en un espacio fundamental de la sociedad como en muchos más?

Otro ejemplo de esa vida siniestra que reina en las organizaciones lo tenemos en los sindicatos de los ayuntamientos. Los trabajadores de este nivel han sido olvidados hasta por los estudiosos, es muy difícil encontrar bibliografía acerca de ellos y sus luchas. La jerarquía administrativa que ubica al municipio como el último eslabón del Estado mexicano, es una realidad en todo sentido. Una gran mayoría de los municipios en México son pobres, los recursos presupuestales propios son pocos, por lo que están a expensas de los federales que son insuficientes y son dados a cuenta gotas, eso si llegan a su destino…. En muchos municipios, ser trabajador del ayuntamiento era un “privilegio” porque se gozaba de un salario bajo pero seguro, de cierta estabilidad laboral y de prestaciones de ley. Si esto fue cierto en tiempo pasado, hoy ya ni esto: se está perdiendo la estabilidad laboral, las pensiones y otras prestaciones; las condiciones laborales llegan a estar por debajo de lo aceptable para tener una vida realmente humana.

En pocas palabras, varios municipios están casi en el olvido y sus trabajadores aún más. La despolitización de estos últimos los hace participes de la forma de dominación caciquil y patrimonialista, donde no hay ley ni reglamente que rija, sino la voluntad del cacique (presidente municipal) y fuerzas vivas, sin contrapeso real a su mandato. La resistencia a perder sus conquistas es mínima, por estar bajo la sombra de líderes espurios en muchas ocasiones, que más que defender los intereses de los trabajadores protegen los personales: sus cuotas de poder. El modelo edificó en el empleado municipal una cultura paternalista y pasiva de la que emana el liderazgo sindical y el despotismo de sus líderes sindicales, llámense: Ramírez Guzmán, León Alam y Flores Jurado, entre otros más.

Viñetas. Cinismo, eslogan y estado fallido 

Pues siendo fiel a su costumbre de hacer lo que se le da la gana, El Gobernador del Estado acudió, por fin, a la “reunión de trabajo” con los representantes del pueblo, los Legisladores pues, de entrada el Congreso fue sitiado, había policías por doquier, las puertas principales cerradas y custodiadas, el único acceso fue por el estacionamiento donde un GUARUA del gobernador le preguntaba a un trabajador del Congreso a quién dejaba pasar ya quien no, para la prensa solo hubo 30 acreditaciones y la orden tajante de que no se podía transmitir en vivo el evento, un evento que por las circunstancias del Estado era de interés de todos pero la orden fue directa desde la Coordinación de Comunicación Social se les advirtió, so pena se de sufrir las consecuencias, que no podrían hacerlo.
Pasadas las doce llegó el ciudadano Gobernador quién, magnánimamente, dio entrevista banquetera a los reposteros que lo esperaban en el área del estacionamiento, JIPS arribó acompañado del Secretario General de Gobierno, del Procurador de Justicia, el Secretario de Seguridad Pública y del Coordinador (Pollo) de Comunicación Social, una veintena de guaruras más y un séquito de otros quince monos que no se para que iban.
Ya iniciada la “Reunión de Trabajo” el Diputado Octavio Tintos, Presidente de la Comisión de Seguridad, y tras el reparto de saludos y besos por pate del Gober, Leyó el Orden del día que fue aprobado por la Comisión de Gobierno Interno y que se había distribuido, MEDIA HORA ANTES , a todos los diputados, en esta se podía leer que los diputados tendrían CINCO MINUTOS, si así como lo lee, solo CINCO minutos para cuestionar el desquehacer del Gobierno en materia de Seguridad, estos divididos en dos partes, tres para exponer una postura y dos para preguntar, como si con eso fuera suficiente para el cúmulo de preguntas que los representantes de la sociedad tiene acerca del caos y el baño de sangre que un día si y otro también hay en el Estado.
Así pues, solo los tres coordinadores de las bancadas existentes en el congreso PAN, PRI e INDEPENDIENTE$ pudieron presentar su posicionamiento, el de los independiente$ en voz de Nicolás Contreras, por parte del partido del Gober, el cuñado de Nico, el Profesor Federico Rangel, quién dicho sea de paso se pasó del tiempo establecido, claro con la anuencia del Presidente de la Comisión de Seguridad quien presidía el evento y por el PAN el Diputado Luis Ladino quien en un momento intentó hacerle un cuestionamiento a Nacho y enseguida fue reconvenido por el Dip. Octavio para que se apegara al formato y que las preguntas las hiciera después.
Ya pasadas las poses y las posturas el Gober se dedicó por más de cincuenta minutos a hablar y hablar y hablar acerca de lo mal que está el país en general, como si eso nos tuviera que consolar y de las estadísticas y números que su equipo le preparara a cerca de la inseguridad en el estado y que él considera es una herencia maldita de la Gestión de Felipe Calderón, cómo si no hubieran pasado ya cinco años de eso y de los malos manejos de Mario Anguiano, haciendo referencia de que este cubría y maquillaba datos acerca de la violencia en el estado, me imagino, que si lo hacía, también tapaba el ruido de las balas y lavaba inmediatamente los charcos de sangre y escondía los cadáveres para que no nos enteráramos de nada, digo porque si eso hacía, creo que JIPS le debería de preguntar cómo, ¿No cree usted?
Una vez terminado su discurso de cuentas, números y reparto de culpas el Presidente de la Comisión de Seguridad el Priista Octavio Tintos, les dio la palabra a los diputados representantes de los partidos políticos que integran el Congreso quienes le realizaron entre 3 y cinco cuestionamientos cada uno, pero al llegar el turno del PAN, representado por el Diputado Luis Ladino y tras haber cabildeado con los Diputados panistas presentes, decidieron que el tiempo que por obra y gracia de la Comisión de Gobierno de Seguridad y previamente acordado con el ejecutivo (dos minutos) no era suficiente para realizar el cúmulo de cuestionamientos que su presentación había dejado, por lo que decidieron abandonar el montaje que tanto el Gober, su equipo y los diputados a modo habían montado en el Congreso.
Ya para terminar, a mí me pareció que Ignacio Peralta no solo dejo mucho que explicar y es que solo se limitó a repetir, como ya lo han hecho otros actores, que la violencia en el estado es culpa de los cárteles que se diputan la plaza, como si fuera de ellos, pero bueno, en lo que no nos quedó a deber, fue en que por fin aclaró que su famosa frase de campaña “VASA VIVIR FELIZ..SEGURO” fue solo un eslogan de campaña y que ahora queda más que claro fue una tomada de pelo para todos los que votaron por él , vaya que fue simplemente un frase y ahora se ha convertido en una farsa, de la que los colimense pagamos lo platos rotos por que no hay día en que no haya un decapitado, un balaceado, un desaparecido, una persecución, una mancha de sangre en el asfalto o se encuentren bolsas con extremidades humanas, y de todo esto solo nos queda decir “Gracias señor gobernador por ser tan honesto, claro y directo” para explicarnos que usted le tomó el pelo a sus votantes y que ahora, pues se friegan, o que nos freguemos todos.
Habrá que ver si también en el asunto de llamar a cuentas a Mario Anguiano Nacho no nos receta la misma, “ERA SOLO UNA FRASE DE CAMPAÑA” así, sin más recato ni pudor, ni vergüenza dar por terminado el asunto, por cómo van las cosas, creo que seguramente pasará.
Sin embargo, lo más preocupante de esta “Mesa de trabajo” fue que el Gobernador dijo que trabajara, eso si en la medida de sus posibilidades para “Reestablecer el estado de derecho” CÁSPITA, eso quiere decir que el estado de derecho está roto, que no se cumplen las leyes y en consecuencia estamos ante un ESTADO FALLIDO.

La lucha de los trabajadores municipales: una lucha legítima y legal

Fotografía de archivo.

La política económica que en Colima siguen, como patrón de conducta nacional, los diferentes gobiernos, sean del partido que sean, consiste en reducir el gasto público en aéreas sociales y laborales, que se manifiesta en la falta de infraestructura urbana (calles, luz, agua, drenaje, calles y mejoras) y en los raquíticos salarios y pésimas condiciones laborales de los trabajadores que prestan sus servicios en los niveles federal, estatal, municipal, lo que ha generado en diferentes estratos sociales malestar que se expresa en diversos canales, distintos tiempos y de diferentes maneras.

Los municipios son los que menos recursos monetarios tienen aunado a un ambiente político insoportable donde los caprichos de los presidentes municipales y grupos de facto que mantienen el control en esos lugares, son los que dominan. Es un espacio en el que el ejercicio del derecho está ausente, donde reina la impunidad y los conflictos se resuelven acorde a las normas del más fuerte. Tenemos los casos de Colima, Tecomán y Villa de Álvarez, en unos, los trabajadores piden sean cubiertos los pagos de prestaciones como fondo de ahorro, prestamos, defunciones, entre otros, que les adeuda el ayuntamiento; en otros, solicitan información de sus recursos de pensiones, pues, se tiene la sospecha que han sido utilizados para actividades diferentes a las establecidas.

Cuestiones estas que en un país que se dice democrático deben ser transparentes, sin embargo, se mantienen en la mayor de las secrecías sin que a la autoridad jurisdiccional se le vea interés en resolver de manera expedita el caso y con justicia, mucho menos la autoridad municipal quien, con el cinismos que la caracteriza, se queja de “la carga que representa el sindicato”; ese tipo de declaraciones deja en claro que para ella los derechos de los trabajadores deben ser anulados, con la falsa idea de que tendrán más recursos para la realización de más y mejores obras; argumento que es totalmente falso, pues la falta de dinero es responsabilidad tanto de la política fiscal, por su inequidad al favorecer a los grandes empresarios, como de la política de austeridad, que se aplica en perjuicio de los que menos tienen. Bajo ese camino, llegará el día en que los ayuntamientos tendrán que cerrar sus puertas, y el problema será saber quién lo hará, al carecer de empleados.

Por eso, para defender lo que les corresponde, los trabajadores de los ayuntamientos se han movilizado a través de sus burocráticos sindicatos, en ese sentido, el 5 de julio realizaron una manifestación en el municipio de Tecomán en la que participaron nueve organizaciones sindicales en defensa de los derechos laborales, movilizando a cientos de trabajadores, algo no común para estas organizaciones que prefieren el aislamiento y la parálisis.

Ante el miedo de perder su soporte de legitimidad como las pocas prestaciones que todavía hoy disfrutan sus representados, la burocracia sindical se moviliza. El ánimo de lucha es producto de la inquietud reinante y de la autonomía que poseen los sindicatos en esta etapa; la dirigencia sindical de las tres organizaciones sindicales tienen signo priistas, mientras las presidencias municipales son de signo contrario: panistas.

Los trabajadores deben tener presente esto pues la defensa de sus legítimos y legales derechos se entremezcla en una lucha de intereses partidista, ello no debe, sin embargo, ser impedimento para que en cada asamblea y en cada lugar de trabajo reivindiquen lo que han obtenido a través de sus luchas, al tiempo que, con sus acciones, construyan una organización democrática e independiente de cualquier partido político. Con sus acciones y luchas contribuirán a seguir agrietando, en principio, al actual régimen político creando las condiciones para detener la actual política económica neoliberal, y en segunda momento, y en un proceso más lento y tardado, al sistema capitalista.

La pobreza presupuestaria de los ayuntamientos es resultado entonces de la política de austeridad - no de los derechos sindicales- los partidos la han impulsado y aprobado en el Congreso de la Unión y refrendado en el Congreso Local, por lo que son participe los mismos funcionarios municipales y por ende, carecen de recursos financieros pero no por la responsabilidad de sus empleados; si bien los salarios y prestaciones llegan alcanzar en varios municipios el 50 por ciento del gasto presupuestario asignado o más, es debido a la reducción que los partidos en que militan hacen del gasto público. La responsiva está entonces, aunque no lo vea así la autoridad municipal, en los presupuestos oficiales asignados y aprobados por los diputados federales y locales. La falta de recursos no justifica, en ningún momento, que la autoridad municipal asalte los fondos de los trabajadores que descuenta de los propios salarios o que forman parte de las prestaciones contractuales que por ley han obtenido; hacerlo los hace acreedores a la cárcel, lástima que en México reine la impunidad.

La única manera de defensa de los intereses de los empleados municipales es la movilización consciente y la realización de asambleas democráticas para determinar el rumbo de la lucha.

Vivencias: Mi padre mi guía

Escuchar antes de hablar, leer antes de escribir. Caminar antes de correr, trabajar antes de criticar, pensar en el semejante antes que uno, no pensar en riqueza sino en trabajo, entendiendo este como una forma de vida que te de reconocimiento social, el trabajo honrado redime y premia, sabias palabras que me expreso en vida mi Padre- Guía Salvador Olvera Cruz.
Bajo de estatura pero de mente elevada, dedicado de lleno a la pedagogía, movido al trabajo, al mundo de las letras que lo mantenía entretenido, lúcido, a su paso por escuelas rurales aprendió a vivir a entender la conducta humana. Que le llevo a ser reconocido por alumnos y ex alumnos.
Profe o chava como las mayorías lo llamaban fue de vocación Magisterial amplia, la cultura del esfuerzo y el trabajo le abrieron siempre las puertas en las peores tempestades- adversidades, siempre aposto a que se le reconociera por servir a los demás con el ejemplo, instruyendo correctamente, siendo un hombre digno de admirar y recordar.
Enemigo del Ego, humilde a carta cabal, así fue mi padre, de quien guardo enormes recuerdos, consejos , satisfacciones, partidario de impulsar el trabajo en nuestra sociedad para que todos ayudemos a cambiar el mundo para las futuras generaciones, de nada sirve vivir en el pasado construyamos un mejor futuro.
La honestidad era su mejor carta de presentación, como bien lo dijo el Profesor, “Leopoldo Casarrubias, tú diste mucho Chava todavía te falto por dar, les diste amor, perfil, seguridad a tus semejantes, meciste la cuna generosa de la educación, como Profesor Rural, tú ejemplo renacerá en tus hijos y nietos, pero sobretodo los que valoramos tú grandeza”.
Al igual menciono Carlos Valdez director fundador del periódico el noticiero de Colima “ hombre Culto, Talentoso, Historiador, pero sobretodo Visionario; supo ganarse un espacio en la exigente opinión pública de Colima”.
Como bien lo platicamos en vida. Cumpliste y cumplí como olvidar esas palabras cuando en el mortuorio, te di un abrazo, con esas Frases que días antes habíamos intercambiado, te vas pero dejas un legado por cumplir, un hueco difícil de cubrir, hare lo propio para ser mejor día a día como bien me lo decías, confianza y certeza que así será .
“El único que se parece a mi eres tú Carlos, incluso eres mejor que yo” recordare estas palabras como una misión a seguir, se va un grande, pero sus obras, sencillez será recordada como lo que fuiste. Lo que anhelaste y lograste. Un virtuoso ser humano, que desde temprana edad tuviste responsabilidades que desempeñaste como misión cumplida. Hasta pronto papá.

A MANERA DE COMENTARIO..
* Mi agradecimiento ante la imposibilidad de hacerlo personalmente a quienes nos acompañaron durante la enfermedad de mi Sr. Padre y su partida terrenal , a mi Ejemplar Directora Margarita Rodriguez Serrano por el apoyo, facilidades brindadas, al gestor de Issste el profesor Manuel Torres, al Maestro Jaime Núñez, a mis compañeros de mi centro de trabajo en la Representación del delegado sindical, Así como a familiares, amigos, Destacando las certeras y agudas palabras de despedida de don Carlos Valdez así como del profesor Leopoldo Casarrubias, infinitamente agradecido, por sus muestras de solidaridad ante difícil transe.

*En la actualidad todo mundo habla en los pasillos de los cafés, de futuros candidatos por cual o tal partido, pocos son los que hablan y se mencionan como gente de trabajo. Tal es el caso del joven Omar Barajas, gestor imparable de servicios- beneficios para las comunidades Rurales del Municipio de Colima, quien más allá de colores o siglas partidistas tiene su propia fuerza, electoralmente hablando.


* Vocero del Frente Magisterial independiente en Colima . sígueme en las redes sociales: facebook che charly Olvera twiter@checharlyolvera

Viñetas. Contrapeso Vs. Servilismo

EL Congreso del Estado es el poder que, emanado de la voluntad popular, representa a todos los ciudadanos del Estado de Colima, por este motivo es ésta la instancia que tiene por facultad fiscalizar a los otros dos poderes, el Ejecutivo y el Judicial, así como a los Ayuntamientos y organismos descentralizados, es pues, quien puede llamar a rendir cuentas a todas las autoridades.
El pasado 10 del Junio el Congreso emitió un acuerdo para que el Gobernador del Estado compareciera ante ellos para que, al igual que lo hicieron los 10 alcaldes de los 10 municipios que integran el estado, explicara los avances de su estrategia de seguridad, la cual hasta hoy mantiene a Colima como el estado más peligroso del territorio nacional, y siendo México considerado por organismos internacionales el segundo país más mortífero después de Siria, es como si los Colimense viviéramos en plena zona de guerra, los integrantes de la LVIII Legislatura acordaron que esta reunión se llevaría a cabo antes de que terminara el mes de Junio, o sea hace 11 días, sin embargo ésta no se realizó.
El Gobernador del Estado siempre ha estado dispuesto a la colaboración y al diálogo, por lo menos de dientes para fuera, por ello en primera instancia aceptó la “amable invitación” que los tribunos le hicieran para que los fuera a visitar, eso dijo inmediatamente después que emitieran el acuerdo. Sin embargo, ya para la siguiente semana y al ser cuestionado por representantes de diversos medios, la actitud el mandatario cambió, ya no estaba tan seguro de ir, excusándose en que el tema ya se había tocado y demás, ya para esta última semana el pretexto fue de agenda, si, así como lo lee, “de agenda”, resulta que el Sr. Gobernador está más ocupado en sus viajes (estaría en Puebla e una reunión de la CONAGO) que asistir con los representantes de todos los habitantes del Estado, para explicarles por qué Colima es la Sucursal del Inferno y tres de sus diez Municipios están rankeados entre los diez más peligrosos del País, siendo Tecomán el número uno, pero esto no le mueve un ápice al gobernador, dice que la seguridad es responsabilidad de todos, pero no se ocupa de ello.
¿Por qué no quiere el Gobernador asistir al Congreso y que los Diputados le cuestionen?, si fue uno de sus aliado$ quien propuso su comparecencia y a ese lo secundaron los Priistas y demás fauna de acompañamiento. Aquí es prudente mencionar que el diputado Luis Ladino ya había solicitado la comparecencia del ejecutivo cuando se aprobó la de los alcaldes, cosa que los “Independiente$” Priistas y demás fauna de acompañamiento RECHAZARON en su momento, pero después como que rectificaron.
Por ahora el Gobernador se hace del rogar, tiene miedo, o que se yo, y se escuda en mil y un pretextos para no rendirle cuentas al pueblo de colima representado en el congreso y que tiene la facultad para pedirlas, por si fuera poco, hasta ha dicho que la inseguridad no es tema de Colima, será que con eso ya le quiere dar carpetazo al tema y dedicarse a seguir viajando y atendiendo sus múltiples cargos dentro de la CONAGO y otros cuentos más, ¿Será que los diputados no van a decir nada respecto de los desdenes de NACHO? de los priistas lo creo, pero esperaré, sentado claro, que el iniciador de esta propuesta de comparecencia, Nicolás Conteras, líder de los INDEPENDIENTE$, salga a pedirle al Gobernador que no se malito, que por favor le haga caso y vaya a visitarlos y les explique cómo, cuándo y en qué día los colimenses vamos a “VIVIR FELICES..SEGURO”.
En resumen, hoy por hoy, Ignacio Peralta demuestra un profundo desprecio por las instituciones, en especial por el H. Congreso del Estado y es que no acudir, por los argumentos que sean, demuestran la insensibilidad de Nacho ante un problema que cada día sigue avanzando, cobrando víctimas inocentes (tan solo en esta semana 3 menores de edad fallecieron, uno de ellos no alcanzaba los dos años de edad) pero JIPS está sentado en la silla de la intolerancia y la negación, tal cual, como un reyezuelo.